consulta realizada en la página web Rumbo. Desde Bilbao se podía volar a partir de 77,24 euros. Es probable que los precios exorbitantes que se están pagando en Hondarribia se atemperen en los próximos meses gracias al aumento de la competencia.

Si hace una semana se anunciaba que la aerolínea andaluza Helitt comenzará a operar vuelos a Barcelona a partir del 3 de enero, ayer se supo que a partir de marzo Vueling realizará la misma conexión, de tal forma que Air Nostrum dejará de ser la única operadora.

Aunque fuentes de Vueling prefirieron no adelantar más datos porque en acuerdo con el Gobierno Vasco no es definitivo, aunque reconocieron que está «prácticamente cerrado», el viceconsejero de Transportes, Ernesto Gasco, confirmó que la aerolínea presidida por Josep Piqué comenzará a operar desde el aeropuerto de San Sebastián en marzo, que se prevé que haya vuelos diarios y que los aparatos tendrán un tamañano medio, «de entre 120 y 140 pasajeros», lo que hará que se pueda volar «a un precio razonable».

Hondarribia será «más competitivo» en precios y también en oferta, porque desde Barcelona se abre el abanico de las conexiones. De esta forma, se espera «que las empresas guipuzcoanas salgan beneficiadas en plena crisis, así como el sector turístico y de servicios guipuzcoano, dada la afluencia de turistas catalanes».

Gasco espera también que con la llegada de Vueling, que tiene ocho conexiones directas desde Loiu, y de Helitt el aeropuerto guipuzcoano remonte la tendencia a la baja en la cifra de pasajeros.